Buscar este blog

Cargando...

RESPIRACION ALIENTO DE VIDA





Deshágase de viejos hábitos, de supuestos "programas" : RESPIRE: EXHALE e INHALE



Respiración:
Exhalación + Inhalación

La Primera puerta hacia la armonía es nuestra Respiración. Nunca tomamos una respiración. La Recibimos!.

Jin Shin Jyutsu(Libro El Toque Sanador)

Se puede ser consciente de la respiración todo el tiempo cuando me encuentro en un estado constante y consciente de felicidad (Truviano).

Una persona Feliz es un Ser Sagrado.
Respetémosle.



Nuestra Respiración y Nuestras Manos son instrumentos simples y necesarios para la aplicación e Jin Shin Jyutsu por tanto es todo lo que necesitamos para encontrar nuestra armonía y equilibrio... Son 36 las Respiraciones con las que ora nuestro cuerpo al día... Su inicio, poder de limpieza y purificación habita en la profundidad de mi exhalación. Su fuerza y salud de regeneración habita en la suavidad y naturalidad de mi inhalación. Es mi Respiración la oración con la que orá mi cuerpo cada día...en ella conecto conmigo mismo Exhalando me vacio y libero todo lo que ata mi SER física, mental y emocionalmente. Exhalando profundamente me preparo para recibir MI ALIENTO DE VIDA
Inhalo de forma suave y natural para que serenamente mi Aliento de Vida armonice y equilibre mi SER TOTAL.





CÓMO REALIZAR LAS RESPIRACIONES DE CADA DÍA...

En cada una de mis respiraciones despierto a mi verdadera naturaleza 36 son la respiraciones que nos enseña Jin Shin para amonizarnos diariamente. Podemos realizarlos a lo largo del día y de a pocos de la siguiente manera:

9 respiraciones x 4 veces al día


18 respiraciones x 2 veces al día, o


36 respiraciones juntas


Cómo contar mis respiraciones

Puedo sostener o envolver los dedos de mi mano según mis necesidades.
Contamos lentamente: exhalando primero, inhalando despues.


Siempre es UNO mi exhalación, seguida de mi inhalación. Siempre es DOS mi exhalación, seguida de mi inhalación y asi sucesivamente...

Uno: exhalo e inhalo. Dos: exhalo e inhalo Tres...y asi sucesivamente hasta completar las 9, o 18, o 36 respiraciones. Exhalo por la boca Inhalo por la nariz

Poco a poco estaremos entrenados para realizar de manera natural todas las respiraciones juntas, las 36 respiraciones. Si nos equivocamos contando o perdemos el ritmo de nuestra respiración nuevamente volvermos a empezar.


Cuando nacemos llegamos al mundo lanzando un primer grito que es NUESTRA EXHALACIÓN, sólo así es posible TOMAR, RECIBIR por primera vez NUESTRA PRIMERA INHALACIÓN, nuestro PRIMER SORBO, NUESTRO PRIMER ALIENTO DE VIDA...

Sentimos, notamos que con nuestra Exhalación vaciamos, liberamos el calor de nuestro cuerpo, con la
Inhalación recibimos aliento fresco, regenerante.
Nervioso, inquieto...en vez de contar hasta diez: EXHALA Y RESPIRA 9 VECES, si te equivocas en llevar la cuenta aún no estás preparado, no contestes, no digas nada, vuelve a practicar y contar las 9 respiraciones.




Existe un punto donde exhalación e inhalación se unen. A medida que practico mis respiraciones, que las siento, las vivo cruza por mi mente que existe algo, un momento, un punto donde mi exhalación e inhalación se unen... y de todas las explicaciones que he leído siento tranquilidad, bienestar y me identifico plenamente en las explicaciones de Víctor Truviano:...Un punto en la respiración donde no sucede algo, donde nada sucede, donde nada es. Es un punto donde chocan las partículas que entran y que salen: las frías que entran y las calientes que salen a través de nuestra respiración. Este punto donde chocan las partículas se produce la atomización particular es donde simplemente se produce la vida.
Es muy interesante cuando se es consciente de esto porque sucede siempre, pero cuando se está presente en esto que sucede en cada exhalación e inhalación, tenemos la posibilidad de aumentar e incrementar nuestra densidad molecular, y si lo aumentamos activamos nuestra inmunidad fisiológica que es una posibilidad más de no enfermar.



Nunca hice meditación en mi vida, pero si permito todo el tiempo que la meditación suceda por mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada